Beneficios de la naturaleza para los niños

Los niños pequeños, al igual que los adultos, obtienen una serie de beneficios gracias a su contacto con la naturaleza. El medio ambiente es fundamental para el desarrollo de muchas aptitudes infantiles, entre las que destacan el aumento de su capacidad de atención, el desarrollo motor y cognitivo, la autonomía y la adquisición de valores. Lo que está claro, es que los elementos naturales son un auténtico estímulo para los pequeños y que, como es evidente, aprender de la propia naturaleza, in situ, es mucho más interesante que hacerlo a través de un libro o una clase de Conocimiento del Medio.

Beneficios de la naturaleza para los niños

Beneficios de la naturaleza para los niños

Ventajas de los niños al estar en contacto con la naturaleza

A día de hoy, sobre todo en las grandes ciudades, los niños cada vez están más acostumbrados a ir al colegio y, después de hacer sus deberes en casa, jugar con sus dispositivos tecnológicos, como móviles o tablets, sin que los padres tengan en cuenta los efectos negativos que estos producen sobre su desarrollo educativo.

Existe una gran cantidad de educadores, pedagogos y psicólogos que son conscientes de que la naturaleza tiene grandes beneficios para el desarrollo infantil, muchos más de los que puedan tener los videojuegos o los juegos educativos del móvil en la actualidad. Alguno de estos beneficios de la naturaleza para los pequeños de la casa son:

  • Mantiene a los niños alejados del estrés y les proporciona grandes niveles de paz, lo que contribuye a no desarrollar enfermedades posteriores a medida que vayan creciendo.
  • Los recuerdos vividos en los espacios naturales son muy positivos y esto les ayuda a relajarse en momentos difíciles y de tensión.
  • Estimula la creatividad y ayuda a desarrollar la imaginación. Además, se ha comprobado jugar en la naturaleza favorece la agilidad física y la confianza social del niño.
  • La naturaleza y la vida rural ayudan a respetar y a valorar a los seres vivos. Por ejemplo, ordeñar vacas, recoger huevos de gallina o dar de comer a los cerdos, son actividades que hacen que el niño crezca en un entorno de respeto y de admiración por los animales.
  • Promueve el desarrollo cognitivo y emocional del niño y favorece la concentración y la resolución de futuros problemas. Además, gracias al contacto con la naturaleza los pequeños enferman mucho menos.

Los niños crecen más sanos y más equilibrados

Además de todos los beneficios mencionados anteriormente, el contacto con la naturaleza también favorece las habilidades motrices de los niños. Por lo general, tienen menos caídas, coordinan mejor y son menos sensibles a los golpes sufridos por los rasguños o golpes. Levantarse y continuar andando, sin venirse abajo, es algo difícil de conseguir, pero si los niños están plenamente vinculados a la naturaleza, lo llevan a cabo con más facilidad.

Aparte de este desarrollo motriz, los niños suelen mostrar menos emociones negativas, mejor estado de ánimo, más cercanía y más empatía con las personas de su alrededor. Conociendo todas estas ventajas de la naturaleza para el desarrollo de los niños, ¿dejarás de llevarles al campo para que se queden en casa sentados frente al ordenador?

Beneficios de la naturaleza para los niños
0 votos, 0.00 media (0% puntos)

No hay comentarios

Deja un comentario

Los campos Nombre, Correo Electrónico y Web no son obligatorios. Tambien informamos de que el correo electrónico, NO se mostrará en su comentario ni será utilizado para el envio de publicidad. Si usted desear recibir el Newsletter u ofertas de publicidad ha de indicarlo en formulario de la parte superior derecha dedicado para tal efecto.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

CERRAR